holaparis

Cementerio del Père Lachaise

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
Compartelo
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on email

Con sus 44 hectáreas el Cementerio del Père Lachaise es el más gran cementerio de Paris, pero también uno de los más famosos del mundo. Situado en el distrito 20, atrae a cientos de miles de visitantes cada año a las tumbas de muchos personajes famosos. También cuenta con tres monumentos conmemorativos de la Primera Guerra Mundial.

Hoy en día es el lugar dónde descansan alrededor de 1.000.000 de personas y algunos dicen que es el cementerio más visitado del mundo.

Se trata de un lugar mágico y es un auténtico pulmón en esta zona, lleno de árboles, pequeños jardines, esculturas mortuarias y tumbas talladas que no te puedes perder.

En la puerta de entrada hay un gráfico con nombres y lugares destacados. Cada lápida cuenta una historia. El cementerio está construido en la ladera de una colina suavemente inclinada de París, en el distrito 20, en el lado este de la ciudad.

Recorrerlo es iniciar un viaje en el tiempo en los últimos 200 años de la historia de Francia. Los caminos están empedrados y elegantemente cuidados. Es como caminar por un tramo de apacibles caminos rurales, un lugar donde el tiempo parece detenerse.

Presta atencion porque el cementerio es muy extenso y es fácil perderse.

Se necesitan al menos 2 horas para una corta visita así que si tienes la oportunidad no dudes en hacer un recorrido guiado para poder ver las tumbas famosas y los puntos mayores del cementerio sin perder tiempo.

Recomendaciones de visita

  • La entrada es libre y gratuita.
  • Está abierto todos los días de 9h a 17h30.
  • El lugar tiene un encanto muy particular tanto los días de sol asi como los dias nublados.
  • Pasarás unas 2-3 horas caminando (en dependencia de lo que quieras ver).
  • Compra un mapa en la entrada.

Cementerio del Père Lachaise en vidéo

Dónde queda el cementerio ?

Cómo llegar al Père Lachaise ?

  • Metro : Père Lachaise / Philippe Auguste

Horarios

  • De Lunes a Viernes de 8h a 17h30
  • Sábado de 8h30 a 17h30
  • Domingo de 09h a 17h30

Precio de Entrada

  • Libre de acceso para todos.

Fotos de Instagram #perelachaise

Historia del cementerio

El Père Lachaise comenzó siendo un cementerio muy pequeño. La gente no quería ir a parar allí porque estaba demasiado lejos del centro de la ciudad y los fieles católicos no querían ir allí porque el lugar no había sido consagrado por la Iglesia.

Sin embargo, en 1804 Napoleón, entonces recién nombrado emperador de Francia, declaró que el Père Lachaise estaba oficialmente abierto al público y que todas las personas tenían derecho a ser enterradas allí, independientemente de su raza o religión. La aceptación siguió siendo escasa.

En aquel entonces el cementerio sólo contaba con 13 tumbas hasta que los funcionarios del municipio de París decidieron diseñar una auténtica «estrategia de marketing».

Trasladaron los restos de los escritores Molière y Jean de la Fontaine enterrados en otro lugar de la ciudad. Realizado como una ceremonia pública, atrajo la atención de otros «solicitantes».

En 1812, el cementerio contenía los restos de más de 800 personas. En 1817, los restos de un tal Pierre Abelard y Heloise tambien fueron trasladados.

La pareja fue objeto de una de las historias de amor más apasionadas y románticas de la historia. La historia de amor del filósofo y teólogo del siglo XII y su alumna Heloísa es conocida en toda Francia.

Los amantes o las personas que buscaban el amor en aquella época, dejaban cartas bajo el dosel con la esperanza de encontrar la plenitud para ellos. El romance eternamente asociado a París se extendió incluso a otros cementerios.

Numerosos parisinos empezaron a sentir cierto interés de ser enterrados entre ricos, famosos y románticos. En 1830 había más de 33.000 ocupantes permanentes.

El cementerio sigue gestionándose con un estilo empresarial muy moderno para aquella época.

Las parcelas están disponibles con asignaciones de 50, 30 y 10 años. La última opción es, por supuesto, la más económica. Cuando el contrato de arrendamiento expira y no se renueva, los cuerpos se desentierran y se llevan a la gran capilla crematoria del recinto. Los huesos se queman y las cenizas se guardan cerca.

El crematorio es grande e impresionante y las ceremonias se llevan a cabo con gran solemnidad. Las cenizas de los cadáveres incinerados se guardan de forma segura en los muros exteriores. Todas están marcadas con un zócalo con su nombre en ordenadas filas.

En el cementerio tambien se encuentra el lugar donde fueron fusilados los últimos 147 «defensores de los derechos de los trabajadores» del barrio de Belleville, el 28 de mayo de 1871 conocido como «Muro de los Comuneros» y es un punto de encuentro de personas que hoy defienden una Francia de izquierdas.

Curiosamente, Adolphe Thiers también está enterrado en el cementerio. Fue el presidente francés que presidió la ejecución de estos mismos comuneros y su tumba es a veces objeto de vandalismo.

El escritor y poeta irlandés Oscar Wilde es uno de los ilustres personajes del cementerio. Su lápida es de gran tamaño, cuidadosamente esculpida y contemporánea. El lugar es visitado diariamente por muchas personas de todo el mundo. Hoy en día está protegida, ya que tanta gente besó la lápida, que estaba empezando a deteriorarse.

Edith Piaf también está enterrada en el cementerio. Es una de las mejores cantantes de la historia de Francia y su música sigue sonando en todo el mundo.

El compositor Frédéric Chopin tiene su tumba en Père Lachaise. Su lápida es una de las más visitadas.

Pissarro, uno de los pintores impresionistas más destacados, también descansa en el cementerio, su lápida es de un diseño limpio y sencillo.

Una lápida que está casi permanentemente rodeada de visitantes marca el lugar de descanso del legendario músico de rock estadounidense Jim Morrison. Podrás reconocer su lápida rapidamente ya que está siempre cubierta de flores dejadas por los fans.

Entre las personas enterradas allí están: Guillaume Apollinaire, François Arago, Honoré de Balzac, Henri Barbusse, Alexandre Théodore Brongniart, Maria Callas, Alphonse Daudet, Eugène Delacroix, Paul Eluard, Félix Faure, Molière, Yves Montand, Jean Moulin, Marcel Proust y muchos más.

Lugares Similares